Al mal tiempo buena cara

Otra vez el puñal y
la virgen sin alma
rasguñándose los hombros
como si fueran a aspirar
los polvos por las heridas
María en código binario se eleva

a un cielo que rechaza su
sexo denigrado por colibríes.
Qué filantropía lograron
esos cuyos hijos hoy repiten
la historia

con una madre nueva y con más experiencia
pero más invisible que la otra,
en el crepúsculo es difícil saber quién es más culpable.

ALMA
MATER
DE
UN
HOMBRE
solo entumido – hedor de
amante

El día que veas el sol sin herirte
verás la virgen aún ascendiendo
mientras mil multiversos se le expanden

“Al mal tiempo buena cara”

te dirá con rostro mortecino
pues sus hijos han renacido
en los brazos de otra
(y a esa también la han olvidado).

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s